La meditación Samyama

Concentración, meditación y samádhi (es el estado de hiperconciencia).
Antes de alcanzar la meditación, es necesario dominar dháraná (concentración) y, antes de él, pratyáhára (abstracción sensorial). Es necesario dominar y trascender cada uno para que, de su interior, surja el siguiente. Veamos:
– Abstracción o Pratyáhára: la abstracción de los sentidos es un fenómeno que todos han experimentado alguna vez. Se produce, por ejemplo, cuando no se escuchan ruidos circundantes, como una bocina. Después, los ejercicios se hacen con los otros sentidos: visión, olfato, paladar y tacto. Se trata de dominar los sentidos para desconectarlos, volver a conectarlos e incluso refinados.
– Concentración o Dháraná: en el Yoga, la concentración o dháraná, es la plataforma de lanzamiento para alcanzar el estadio siguiente: la meditación. I Meditación o Dhyána: el diccionario dice que meditar es pensar o reflexionar sobre algo. Pero la propuesta del ejercicio llamado dhyána es parar las ondas mentales y vaciar la mente de pensamientos. Existen tres grados o métodos de meditación:
– Yantra dhyána: consiste en concentrarse en la visualización de símbolos o imágenes (una flor, la llama de una vela, el sol o la luna, etcétera), hasta que la mente se sature. Entonces llega la estabilidad de la conciencia, ya que desaparecen los factores de turbulencia.
El ejercicio será más efectivo si se lo hace siempre con un mismo yantra (imagen).
– Mantra dhyána: es concentrarse en el sonido de un mantra en sánscrito que no tiene por qué ser individual.
– Tantra dhyána: sólo puede ser enseñado directamente por un instructor y se debe asumir el compromiso de no transmitirlo.
Se puede alcanzar la meditación profunda a través de cualquiera de esos tres grados. Lo importante es permanecer mucho tiempo utilizando el primer grado, antes de comenzar con el segundo. E, igualmente, es necesario ejecutar mucho tiempo el segundo, antes de incursionar en el tercero. Existen posiciones específicas para el ejercicio de meditación que se denominan dhyánásanas.
¿Cómo saber si ya ha alcanzado el estado de meditación? “Es simple: si tiene esa duda, es que no ha meditado”, afirman los especialistas

Etiquetas:

Deja un comentario