Las cuatro ramas del yoga clasico

4 RAMAS DEL YOGA CLÁSICO:
Con el fin de lograr el tipo de unión que se propone, a lo largo de los siglos se han creado distintos tipos de Yoga, cada uno acorde a la forma de ser de quienes buscaban practicarlo. Así surgieron, primero las cuatro ramas clásicas, y después una increíble multitud de variantes que, aún en la actualidad, sigue creciendo. Los caminos que propone el Yoga clásico son…

Bhakti Yoga
El Bhakti es un yoga devocional que constituye el camino más fácil y natural para alcanzar un fin divino; su gran desventaja está en que, en sus formas inferiores, algunas veces puede degenerar en un peligroso fanatismo. Este tipo de Yoga está muy difundido en la India y en todo Oriente, pero su práctica no es muy frecuente en Occidente.

Jñana Yoga
Esta rama es la del conocimiento discursivo (vijñaria) que avanza paso a paso hacia la aprehensión total de la verdadera realidad, es decir, del Ser absoluto. El sendero del conocimiento le exige al practicante un discernimiento continuo y un renunciamiento progresivo a todo lo considerado como apariencia o relatividad.

Karma Yoga
Es el camino de la acción desinteresada, de la acción consciente que se realiza sin esperar nada a cambio, la que se desarrolla como un instrumento de la autorrealización. El yogui realiza la acción tan atenta y perfectamente como le es posible y se despreocupa por los resultados pues, si estos han de llegar, vendrán por añadidura.

Raja Yoga
La idea de esta vertiente es que cada persona tiene en sí grandes recursos mentales, sólo que los mismos permanecen debajo de la mente consciente, intactos pero sin uso. La forma de liberar todo ese potencial latente es a través de un método psicológico basado en un práctico sistema de control mental y concentración.

Etiquetas:

Deja un comentario