Tips para alcanzar el exito

Compromiso para poner en marcha el cambio.
Una vez que se ha establecido la necesidad y la dirección del cambio, es imprescindible asumir un profundo compromiso con él.
Para fortalecer el compromiso:
1. Planear para comprometerse.
2. Informarse para involucrarse.
3. Capacitarse para convertir el compromiso en hechos.
4. Convencerse para convencer.
5. Potenciar el contrato con uno mismo.
Planificar situaciones
La planificación de situaciones es una técnica para identificar las opciones del futuro. Para cambiar en positivo, hay que direccionar la transformación hacia un futuro predecible. Ya no es suficiente asumir que el futuro será la continuación del presente.
1. Decidir sobre qué tema o situación se aplicará el cambio: en la familia, en la pareja, en el aspecto personal, en el trabajo, en la casa, en la conducta, en el estudio, etc.
2. Decidir cuándo se realizará el cambio: inmediatamente, en el año próximo, mañana, cuando se casen los hijos, cuando nazca el nuevo hijo, luego de graduarse en la universidad, etc.
3. Hacer una lluvia de ideas (brainstorming) de todas las cosas externas que influyen en su vida y agruparlas bajo diferentes encabezados.
4. Evitar que el pasado lo ciegue, hacer a un lado todos los supuestos sobre el éxito y fundar un nuevo camino de ideas.
5. Asegurar el cambio sobre situaciones creíbles, que se sostengan por sí solas.
6. Rastrear el mundo exterior y
ubicarse en él imaginando nuevas situaciones. Conocer dónde estamos, cómo es el espacio donde nos manejamos, cómo son los personajes que nos rodean, y cómo reaccionarán todos frente a nuestro posible cambio.
7. Indagar el mundo interior. Hacer una lista de conflictos, dudas, culpas y miedos, que nos han convertido en la persona que somos.
8. Cruzar la información del rastreo del mundo exterior con los datos de la indagación del mundo interior. Encontrar puntos en común y grandes contradicciones.
9. No caer en la trampa de suponer que el mañana será como el ayer. No todo tiempo pasado fue mejor, ni todo futuro traerá prosperidad. El cambio no sigue ninguna regla cronológica. El reloj de la transformación marca el tiempo vital del protagonista del cambio.
10. Representar el peor escenario posible, y conjeturar las consecuencias del cambio imaginado. Qué sería lo peor que podría pasar. Qué sería lo mejor que se podría obtener.

Reconocer el éxito
El primer paso para encaminar los cambios hacia el éxito es reconocerlo, saber qué forma y qué color tiene. Estos tres errores que se cometen frecuentemente son los que llevan al fracaso a los proyectos personales

y a las empresas:
1. No darse cuenta del buen momento.
2. Ignorar que estamos bien.
3. Desconocer la felicidad y dejarla pasar de largo.
Los generadores más frecuentes de resistencia
1. Falta de información.
2. Falta de entendimiento.
3. Resignación. Creer que todo marcha perfecto y nada merece un cambio.
4. Inconformismo. Creencia de que el plan no va a funcionar y que siempre es mejor otro alternativo.
5. Incertidumbre frente al manejo de las situaciones.
6. Pérdida del control de sí mismo y de la autoridad frente a los demás.
7. Desconfianza y sospecha sobre los motivos del cambio.
8. Sentirse socialmente aislado.
9. Creerse incomprendido.
10. Falta de recompensas.
11. Miedo al futuro.
12. Evitar las responsabilidades.

Etiquetas: ,

Deja un comentario