Yoga para niños

PROBLEMAS INFANTILES QUE SE CORRIGEN
-Con el yoga pedemos ayudar a corregir problemas posturales. Si hay tendencia a la cifosis -los hombros se proyectan hacia delante y la columna se encorva- se recomienda la práctica de asanas hacia atrás, como la Cobra, el Pez, el Camello, el Arco o el Puente.
-En el caso de la escoliosis -, la columna se desvía hacia un costado- se evitarán dichas posturas y se insistirá en las que el cuerpo va hacia delante o gira sobre el eje de la columna, como la Pinza, las torsiones y los estiramientos.
-Otro aporte fundamental que este arte y ciencia de vida les brinda a los niños es enseñarles a respirar correctamente por la nariz. Cuando a los chicos que respiran por la boca se les explica de manera sencilla el porqué de la necesidad de cambiar este mal hábito, enseguida y de manera totalmente natural, comienzan a corregirlo.
-En el caso de los niños tímidos o con problemas de autoestima, las posturas indicadas son las invertidas y las de equilibrio, porque aportan al practicante dominio del cuerpo y seguridad en sí mismo. Entre las primeras, podemos mencionar la Vela, el Arado y la Parada de Cabeza, y entre las segundas, el Árbol, el Águila, el Pensador y la Cigüeña.

Etiquetas: ,

Un comentario para “Yoga para niños”

  1. Laura dice:

    me interesa informacion sobre yoga para niños lo antes posible.

Deja un comentario