Samadhi

El Sutra 9 describe la primera transformación. Para entender el significado de esta transformación tenemos que recordar que cuando llegamos a la etapa del Samadhi (Sutra 3), comprendemos que lo que llamamos nuestra identidad (svarupa) es una entidad sin atributo alguno; es como un cero (sunya) sin valor cuantitativo alguno. Habiéndose, pues, eliminado el aspecto cuantitativo de la visión del mundo, lo que ahora queda ante nuestros ojos, nacido de Sanyama, es el juego de las tres energías (gunas), lo cual constituye el mundo objetivo íntegro, incluidos todos los objetos, animados e inanimados, sin excluir al organismo humano. De ahora en adelante, es este juego de las tres energías el que se ve manifestarse en todo lo que llega a caer dentro del alcance de nuestra visión. Vemos que todo objeto en el presente activo es un producto del pasado; y cambia de un momento al otro. Mirar los objetos, o el mundo objetivo, produce gran actividad (vyuthana) en la mente. Vemos que la mente es un producto del pasado y que está compuesta por impresiones de experiencias pasadas. Estas impresiones (samskara) son de dos géneros: la impresión de la actividad (de la que toman forma los vrittis) y las impresiones de la no-actividad o la quietud (nirodha). Y cuando el Yogi mira ahora algo, halla que su mente oscila entre dos polos: el polo de actividad y el polo de no-actividad o quietud. Viendo la oscilación, naturalmente se inclina hacia el polo del no-movimiento o nirodha. Y como lo hace tan repetidamente, la fuerza misma de esta acción repetida hace nacer una quieta corriente mental, que es la negación misma de vyuthana o la actividad agitada (Sutra 10). Esta es la primera transformación, llamada nirodha-parinama.

Etiquetas: , , ,

Deja un comentario